En general, hay pocas molestias después de la intervención. Un 20% – 30% de los pacientes las sufre de manera moderada, así como sensibilidad a la luz en los días siguientes a la intervención. Por lo tanto, será necesario seguir las indicaciones al respecto que le recomiende el cirujano.

La visión suele ser borrosa durante unas horas después de la operación, pero es suficiente para hacer una vida normal. A la mañana siguiente la vista mejora notablemente. Después de unos días vuelve a ser normal.

No. Por razones éticas y estéticas solo realizamos operaciones de los dos ojos y aplicando en ambos el mismo color.

Una persona atenta que vea sus ojos muy de cerca o con una luz intensa podrá notar que ha tenido un retoque del color. En cambio, a partir de 50 cm y con luces normales, la apariencia de los ojos es natural. De noche, con una baja luminosidad, la coloración es menos visible.
Con los colorantes azules y verdes no hay ningún problema, ya que no contienen pigmentos férricos.
Los colorantes marrones contienen una pequeña cantidad de hierro que podría provocar un leve aumento de temperatura a nivel del ojo, sin consecuencias. Si trabaja en un ambiente donde existan campos magnéticos debe de indicarlo al cirujano para que este elija el pigmento más adecuado para su caso.
Sí, tres días después podrá retomar sus actividades normales, volver a hacer deporte, incluso de agua y volver a maquillarse sin ninguna limitación.
Sí. La cirugía correctora de la miopía, el astigmatismo y la hipermetropía pueden realizarse después de la operación de queratopigmentación. Si quiere hacerse también una operación de cirugía refractiva (operación para corregir la miopía, el astigmatismo, la hipermetropía o la presbicia), deberá consultar al cirujano de BlueGreen Medical para que le haga una topografía antes de la operación.

•Si la topografía es normal, es conveniente empezar por el cambio de color de los ojos y realizar luego la cirugía refractiva, esperando, al menos, 3 meses después de la operación en BlueGreen.
•Si en la topografía es anormal o inconveniente para una intervención refractiva, el cirujano de BlueGreen le aconsejará acerca de la medida más conveniente a tomar en su caso.

El Anillo Limbal es el anillo oscuro situado al límite de la córnea. Su creación intensifica la mirada y la hace más atractiva.
La técnica de BlueGreen permite crear un Anillo Limbal – de diferente grosor según el caso- alrededor del iris.
Durante el primer encuentro, organizado por BlueGreen, podrá conversar libremente con el cirujano a cargo de la operación. El cirujano le hablará de los riesgos propios de la intervención, y usted le indicará sus eventuales antecedentes médicos. Este primer encuentro entre el paciente y el profesional es indispensable y obligatorio antes de cualquier intervención. Se realizará de modo presencial o a distancia al menos 15 días antes de la intervención.
No, porque su apariencia habrá cambiado. Por lo tanto, será necesario cambiar las fotos de sus documentos de identidad después de la operación. Los sistemas de reconocimiento de identidad a través del iris también cambiaran sus resultados después de la intervención.
Solicitar Cita